precios de persianas enrollables


Los mejores precios de las persianas enrollables,  son aquellas que se pueden conseguir en casas de decoración de hogar como los maxi-consumo o las ferreterías. Generalmente son muy económicas debido a la masividad de su producción, además ¿quien no tiene una cortina que se pueda enrollar en su casa? Por supuesto que todo el mundo, en al menos, una habitación del hogar. Pueden encontrarse en distintos materiales absolutamente variados entre sí.

Modelos y materiales

Las más rústicas son aquellas hechas de caña flexible, pero son las que más arruinan con el paso del tiempo y si además no logramos mantenerlas de una manera favorable, puede que perezcan antes de lo esperado. Después encontramos a las de aluminio que duran mucho más por su estructura, material y método de confección. Las de plástico o PVC,, son muy fáciles de limpiar, así como también las de metal. A los  precios de las persianas enrollables, hay que sumarles el precio de las instalaciones que muchas veces, incluyen la motorización de las mismas, de la mano de los expertos, claro está. Las persianas no son solo para el interior como muchos piensan, ya que hay muchas que se fabrican de materiales aptos para estar a la intemperie, como las que se colocan en un vivero.



precios de persianas enrollables
Los precios de persianas enrollables dependen de sus materiales

Están confeccionadas por materiales que resisten la humedad, el frío, el calor, las heladas, la lluvia, el granizo, etc. Pero el precio será mucho más elevado que si compramos aquellas no convencionales o muy de moda. La instalación de las mismas no es para nada complicada. No se trata de un trabajo complejo, de ninguna manera, la misma tiene que quedar perfectamente montada, así que siempre es mejor contar con la persona que se encargará de hacerlo. Si lo queremos hacer nosotros mismos hay que tener en cuenta que deberemos contar con algunos elementos como por ejemplo martillo, clavos y arandelas (esto se puede comprar en cualquier ferretería cercana a nuestras casas) para poder fijarlas de una manera en que jamás se desprendan de la pared. Usualmente son colocadas por arriba de las ventanas, y una vez que se instalan, allí quedarán para siempre a no ser que luego queramos cambiar de tipo de cortinas. Ya que es lógico que luego de un tiempo optemos por algunas de telas o láminas de un solo color.

En realidad todo dependerá de la moda que se use en ese momento en lo que respecta a la decoración. Hay muchas oficinas céntricas las cuales poseen cortinas en absolutamente todas sus ventanas. Lo más común es que veamos este tipo de persianas ya que son muy sencillas de manejar. Cualquiera puede accionar su piolín y subirlas o bajarlas según la necesidad de luz que tengamos en ese momento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba