cómo hacer puertas artesanales de madera


El mercado de puertas cuanta con innumerables modelos, ya sea dependiendo de sus diseños, materiales, tecnología, ubicación y funciones, el usuario tiene un amplio espectro para elegir cuál de todos los modelos es el que más se ajusta a las necesidades que realmente quiere para su hogar, y que también combine con la misma.
Pero los usuarios tienen también la alternativa de fabricar sus propias puertas para uso propio o para posterior venta, en el artículo de hoy veremos cómo hacer puertas artesanales de madera, como se hacían en la antigüedad pero en la actualidad.
Antes de empezar haremos una breve reseña de cómo se hacían las puertas artesanales en la antigüedad.
La puerta es tan antigua como las primeras construcciones.
Es obvio que en las civilizaciones nómadas no utilizaban puertas al estilo que hoy en día entendemos, con cierres firmes que separan del exterior, ya que en esa época no podían transportar cargas grandes y pesadas.
Pero con el desarrollo de las primeras hachas de hierro como principal herramienta que les permitían la tala de árboles y así poder manipularla para conseguir trozos de madera a su medida.



Vale aclarar que la materia prima principal en esa época era sin dudas la madera, a partir de esto comenzó la era de las puertas tal y como ahora las concebimos.
Después de esta pequeña pero valiosa reseña histórica nos dedicamos de lleno en cómo hacer puertas artesanales de madera.
Primero debemos tener en cuenta que las puertas de madera sufren mucho los cambios a causa de los cambios de temperatura, ya que éstos pueden hacer que la madera por ejemplo se hinche y la misma tienda a abombarse, incluso hasta el punto de no ajustarse al marco con lo cual eso significa un problema importante.
Para evitar reducir en gran medida los diferentes problemas que se puedan llegar a presentar, te damos los siguientes consejos de cómo hacer puertas artesanales de madera.
Primero de todo debemos contar con las herramientas adecuadas para empezar, por ejemplo: una cepilladora eléctrica, un taladro y brocas, lijadora, colas y barnices, bisagras y herrajes entre otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba