modelos de puertas metálicas automáticas


Las empresas fabricantes de los diferentes modelos de puertas metálicas automáticas se encargan de evaluar la puerta existente y analizar en función de la forma en la que trabajan el modelo más conveniente de forma tal que la puerta abra y cierre en condiciones óptimas.
La mayoría de los fabricantes diseña los modelos de puertas metálicas automáticas a medida según las necesidades de los clientes.
Los modelos de puertas metálicas automáticas en general son blindadas, ya que el material intimida y da una gran sensación de seguridad.
Hay portones especiales, con una coraza de acero en su interior. Los mismos luego se pueden revestir con diversos materiales, ya sean metálicos como aluminio o madera.
Esta es una opción que combina la sensación de rusticidad que puede aportar la madera con la seguridad del acero.
Además del material del que está hecha la puerta, también traen otros dispositivos de seguridad, y no solamente en sentido antirrobo.



Dispositivos y accesorios

Entre los dispositivos de los modelos de puertas metálicas automáticas se encuentran los motores con sensores térmicos que evitan que ante un cortocircuito se queme el mismo.
También sistemas de sensibilidad anti aplastamiento, baterías de respaldo para cuando se corta la energía eléctrica, brazos hidráulicos que aportan fuerza resistencia a los intentos de intrusión, etc.
Además de estos mecanismos, hay empresas que también ofrecen sistemas adicionales como encendido de luces con la activación de la apertura de la puerta, cámaras de seguridad, iluminación adicional en el acceso, controles de mando especiales con huellas.
Los fabricantes intentan procurar que los modelos de puertas metálicas automáticas que funcionen lo más suave y silenciosamente.
Esta no solo es una característica deseable para el cliente, sino que también es un funcionar que asegura una mayor vida útil, ya que en el abrir y cerrar de la puerta las vibraciones y los costos operativos se minimizan.
Existen muchas razones por las cuales cada vez más la gente prefiere instalar puertas metálicas automáticas.
Abrir una puerta metálica manual es una tarea que implica tiempo, mover mucho peso, esperar que otra persona abra la puerta, mojarse si llueve, todo esto no se puede comprar con la facilidad y la tranquilidad que brinda una apertura automática.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba