ventanas para techo


Desde que se hicieron los diseños de ventanas para techos, se logran espacios muy confortables llenos de luz, en donde las personas disfrutan de ambientes conectados con los altos espacios exteriores.  Las ventanas para techo generalmente tienen doble vidrio con cámara de aire, los materiales con que están fabricadas, por lo general son de aluminio anodizado en la zona exterior y de madera en el interior, brindando calidez a los ambientes.  Tienen un cierre totalmente hermético libre de inconvenientes climáticos, y están acompañadas por una zingueria, armada para los desagües. Entre los modelos que se comercializan, están las ventanas con aperturas, como el sistema basculante proyectante,  con una apertura intermedia para poder limpiar el cristal desde el interior.

ventanas para techo
Las ventanas para techo son también conocidas como “tragaluz”

También está la proyectante sola, que se abre en cuatro posiciones desde la base, logrando una apertura de 180°, hay otros modelos basculante con pivote, que también se puede limpiar el cristal externo desde el interior del ambiente. Hay muchas formas de instalar las ventanas en los techos, algunas pueden estar sobre éstos en forma individual, y otras pueden colocarse siguiendo la línea de las ventanas de pared, logrando una integración entre  ambas. Estas ventanas  se instalan en techos de dos o más aguas, por lo tanto siempre quedan con una inclinación, y los espacios interiores ofrecen una sensación de cielo abierto.



Hay ventanas para techos que se les puede instalar un motor eléctrico de apertura y cierre. No solamente las ventanas para techos se usan en las recepciones o en los dormitorios, sino que también son muy apropiadas para baños y cocinas, por ejemplo en un baño se pueden combinar las características de éste, manteniendo el estilo, y para proteger la ventana de la humedad, se recubre el marco y los perfiles con poliuretano blanco, que brinda una gran calidad en el acabado, además tiene la ventaja de que no se pone amarilla con el tiempo y con el uso. Este material no requiere mantenimiento y es de fácil limpieza.

Las ventanas que se colocan en los tejados, generalmente tienen doble apertura, proyectada y pivotante, y según las medidas de los mismos, las ventanas se ubican en el lugar indicado. Hay otro tipo de ventanas para techos, que se operan a control remoto, y cuentan con un sensor que indica la proximidad de una lluvia, esto permite que la ventana cierre automáticamente, a la vez tiene una aleta de ventilación que podría quedar abierta, sin ningún perjuicio de filtraciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba