modelos de cobertores de lona para piletas

Una de las cosas que nos tenemos que fijar cuando estaos comprando un de los modelos de cobertores de lona para piletas es que el tramado del la lona en cuestión, sea cerrado para que no pase la luz, además la hará más resistente.
Para calcular la cantidad de lona que se necesitará para cubrir la piscina, es necesario medir los perímetros de la pileta.
Y sumarles aproximadamente cincuenta centímetros de más a cada lado, para poder cubrir la piedra de coronación.
Cuando queremos limpiar esta lona, podemos decir que es muy fácil.
Solo hace falta detergente y agua, para remover todas las suciedades de ambos lados, y un cepillo fino, es decir es un mantenimiento práctico y sencillo.
Si hablamos del montaje, de los modelos de cobertores de lona para piletas, diremos que es de muy fácil colocación.
Cuando contratamos a la empresa que hemos elegido, lo que tardan en tiempo es de una a dos horas aproximadamente.
Previamente ya vienen con la lona lista para colocar, en base a la medida tomadas con anterioridad.
Con ellas además, podemos contar, independientemente, con un vallado para piscina, para la seguridad total del natatorio.

Estas lonas vienen en diferentes colores, son de un material tan resistente que soporta perfectamente la caída de un hombre adulto de 80 kilos.
Si tenemos un sistema de enrolladores, ya no tendremos que estar preocupándonos por el cerrar y abrir de la cubierta.
Vienen hasta con mando a distancia, para una seguridad total, y en pocos segundos tendremos cerrada la piscina.
Si tenemos que pensar en los precios de los modelos de cobertores de lona para piletas, diremos que obviamente, su precio se fija según el tamaño y forma de la piscina, y si poseen un sistema de enrollado automático o no.
Un dato que es para tener en cuenta, es el hecho que si no queremos tener en forma definitiva alguna de los modelos de cobertores de lona para piletas, hay empresas que alquilan por uno o dos días o por la temporada.
Esto es ideal para, cuando por ejemplo, hemos alquilado una casa de temporada que tiene una piscina de grandes proporciones y nosotros tenemos chicos.
Es por la seguridad, y no tendríamos que comprarla.
O cuando en casa tenemos un evento al que hemos invitados a varias personas que tienen niños pequeños, y como no tenemos menores en casa no tenemos la necesidad de adquirir uno de los tantos modelos de cobertores de lona para piletas en forma definitiva.
La podemos alquilar por ese día, y nos solucionarían los problemas de la vigilancia de los menores en la pileta, y nosotros nos podemos dedicar a disfrutar del evento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba