mantenimiento de las escaleras de exterior

La estructura de la que se compone las escaleras de exterior suele ser del mismo material con el que esta construido el resto de la escalera, aunque podemos señalar algunas excepciones como por ejemplo aquellas escaleras de exterior fabricadas en piedra u hormigón, suelen tener su estructura fabricada del mismo material. Existen algunos requisitos que son muy importantes para tener en cuenta cuando se lleve a cabo la construcción de una escalera de exterior. Uno de los más importantes radica en que las escaleras de exterior se encuentren recubiertas de algún producto antideslizante ya que están muy expuestas a la lluvia y a los cambios climáticos; además en el caso de poseer una piscina, los niños suelen tomar como juego el subir y bajar de las escaleras, y con los pies mojados, pueden llevar a sufrir resbalones o caídas. También es importante que las escaleras de exterior que estén hechas de acero o hierro, tengan sus soldaduras bien hechas, ya que en muchos casos, con el paso del tiempo, estas soldaduras suelen comenzar a soltarse de a una, y mucha gente no le presta atención a estos detalle.

El problema que tiene no llevar un control sobre esto es que a la larga, la escalera puede soltarse con el peso de una o más personas y puede ocasionar un grave accidente. Al menos una vez por año realice un refuerzo de cada soldadura para evitar esto. Como medida de seguridad es muy importante que las escaleras de exterior posean barandillas de ambos lados, y en el caso de que uno de sus lados se encuentre pegado a la pared entonces la barandilla de su lado libre es de colocación obligatoria; este es otro de los factores ignorados por aquellas personas que deciden llevar a cabo la construcción de una escalera exterior en sus casas. Las escaleras que se encuentran en las entradas de las casas suelen ser fabricadas con hormigón pero en muchos casos también podemos observar varios modelos fabricados en madera. Si bien las escaleras de exterior de madera son mucho más elegantes, vistosas y estéticas, no podemos dejar de mencionar el hecho de que éstas son mucho más vulnerables a sufrir un deterioro mucho mas rápido debido a que la madera que no es correctamente tratada comienza a mostrar grietas y agujeros por causa de las condiciones climáticas.

Además en el caso de vivir en una zona donde la lluvia sea cosa de todos los días, las escaleras de exterior de madera acumulan el agua que no solo le dan un aspecto muy desagradable a la madera sino que también, la misma comienza a desprender olores que pueden resultar bastante desagradables. En estos casos le recomendamos que al menos cada dos meses le realice una supervisión llevada a cabo por algún carpintero profesional. Otro de los inconvenientes que presentan las escaleras de exterior de madera son las plagas de termitas u otros insectos que se alimentan y viven en este material, por ello también asegúrese de realizar una fumigación anual para evitar también que estas plagas se propaguen a otros elementos que posea en su jardín. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba