modelos de barandas de escaleras


Debemos destacar que la falta de mantenimiento en los diferentes modelos de barandas de escaleras suelen notarse mucho más que en las barandas de cualquier otro material.
Esto se debe a que si, por ejemplo, la pintura la pintura comienza a desprenderse puede apreciarse muy bien la diferencia de colores que presentara la baranda.
En estos casos lo más conveniente es pintar la baranda.
El proceso de pintado es muy simple por lo que podar llevarlo a cabo usted mismo.
Lo primero que debe hacer, es lijar con una lija para metal, la totalidad de la superficie de la baranda dejándola completamente lisa y sin ningún tipo de relieve.
Con este método no solo eliminará el resto de la pintura bien, sino que también eliminará los restos de oxido que puede llegar a presentar la baranda.
Para evitar que esta vuelva a oxidarse lo mejor que hay que aplicarle una capa de minio antes de decorarla con la pintura.
Los colores llamativos resultan una buena opción ya que dota de personalidad a cualquier tipo de los modelos de barandas de escaleras sin importar cual sea su diseño.
De todas formas siempre recuerde que el color de la baranda debe combinar con el resto de la decoración de la habitación.
Por ejemplo, si las paredes se encuentran pintadas de algún color con una tonalidad clara, entonces lo más recomendable es pintar la baranda con una tonalidad un poco más oscura, pero del mismo color.



En el caso de que se posean modelos de barandas de escaleras de madera, lo mejor que hay es tratarla con algún producto plastificado que nos garantice su durabilidad.
Si la baranda se encuentra cubierta por el mismo, entonces solo restara hacerle una limpieza semanal con algún producto para madera o bien, o con cera.
Generalmente cuando las escaleras de encuentran afuera, están mucho más expuestas a los deteriores que respectan a los cambios climáticos.
Es por ello que si usted posee una escalera de exterior cuya baranda está hecha de madera, lo mejor que es realizarle una restauración completa.
Utilizando algunos productos que puedan disminuir el deterioro en el futuro.
Al igual que con los modelos de barandas de escaleras de metal, en estos casos, se debe lijar la madera hasta que su superficie que de uniforme sin que posea algún tipo de desperfecto.
En el caso de que presente pequeños hoyos, podremos repararlos utilizando una mezcla de cola y aserrín.
Una vez que la baranda haya sido reparada entonces se podrá decorar según el gusto y necesidad que tengamos.
De todas formas, siempre recuerde que lo mejor que hay para tratar la madera, especialmente cuando esta se encuentra expuesta a la intemperie, es aplicarle un producto tapa poros para que de esta manera la madera no absorba mucha cantidad del producto con el que la vayamos a decorar.
Los modelos de barandas de escaleras de madera siempre se deben decorar con pinturas especiales para ese material, y barnices para su acabado.

adsense bottom

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba