descongelar la tubería en invierno

En los meses más fríos del invierno se corre el riesgo de que las tuberías se congelen y se suscita el problema de que no salga el agua por los grifos y que las tuberías se quiebren o se rompan. En esta ocasión nos ocuparemos de ver como se puede descongelar la tubería en invierno, y como se puede prevenir para que eso no suceda. Las tuberías que están en el exterior son las que más sufren el problema del congelamiento, como tambien aquellas que están instaladas en habitaciones de poco uso como son los áticos y las buhardillas. El congelamiento de las tuberías en invierno se puede presentar como un problema leve que uno mismo pueda solucionarlo, o como algo mas grave en donde hay que recurrir a los servicios de los fontaneros. Para descongelar la tubería en invierno, el primer paso a seguir es ubicar el tramo que se encuentra con hielo. Abriendo todos los grifos de la casa se puede detectar la obstrucción, en aquel en donde el agua no fluye. Una vez ubicado el problema se aplica calor con un secador de cabello.

Cuando esto sucede en el interior o cerca de un toma corriente la tares es facilitada, en cambio si la tubería está lejos del toma se tendrán que prologar los cables con los alargadores conocidos. Otra opción para descongelar la tubería en invierno, es hacerlo mediante un paño con agua caliente. Hay dos métodos, uno es envolver la tubería con el paño embebido y otro es colocar el paño y verter sobre le mismo el agua caliente. Otro de los métodos de descongelar la tubería en invierno es usando un soplete, claro está que esto vale para las cañerías metálicas ya que las de PVC, serian desintegradas. En las tuberías metálicas con el sistema de soplete, hay que tener la precaución de no aplicar la llama directa porque podría quebrarse el metal. La forma correcta seria poner y sacar la llama sobre la tubería hasta lograr que se descongele. Hay que tener en cuenta que cuando el agua se congela se produce una expansión que podría rajar la tubería, si esto sucede cierre la llave de paso y envuelva el caño con un trapo para comprimir. Para prevenir que las tuberías se congelen habría que cubrirlas con material aislante, si la grifería no se usa es conveniente cerrar la llave de paso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba