sellador para cantera


Algunos de los productos que se obtienen de las canteras, son las rocas, las piedras, el granito, el mármol, pizarra, etc. elementos que se usan en la construcción o en obras publicas como esculturas o monumentos.
Un sellador para cantera se puede aplicar en las piedras sin alterar su apariencia natural, ya que es totalmente transparente, también se presenta en color negro, para canteras negras.
Una de las características que tiene el sellador para canteras es que se puede mezclar con cemento dando como resultado un concreto totalmente impermeable, que impide la formación de liquen y musgo.
El sellador para cantera es un protector contra la humedad, ya que no deja entrar el agua pero permite la salida del aire.
Debido a su flexibilidad evita grietas o fisuras por dilatación, además protege la cantera de la erosión, provocada por el viento y por el agua. Su aplicación se puede hacer tanto en interiores como en exteriores.
El uso del sellador para cantera sirve para repeler el agua en todas las superficies minerales como piedra, ladrillo, cementicias, y demás materiales pétreos, con una excelente penetración. Vale destacar que en las tejas de barro es ideal como cobertura anti musgo, y como repelente de la humedad.



Características y aplicación

Dentro de las propiedades del sellador para cantera, es que el mismo, protege los frentes o fachadas del polvo, del moho, del hollín, colaborando en la disminución de los gastos de mantenimiento, y como no forma una película, permite que el material de cantera respire.
No mancha las superficies y tampoco las colorea, y generalmente se presenta listo para ser usado y es de fácil aplicación.
Como todos los selladores, es importante que para su aplicación, el sellador para cantera se deba colocar sobre una superficie limpia, seca, libre de aceite, grasa, polvo y pintura. Además si ésta tiene grietas o fisuras, deben ser reparadas previamente a la aplicación del sellador.
Si se debería limpiar la superficie de la cantera antes de la aplicación, se realiza con cepillo metálico para luego sopletearla con aire seco a presión, evitar productos ácidos, alcalinos, o químicos.
El sellador para cantera se puede colocar con rodillo, brocha, o con una pistola fumigadora de baja presión, lo ideal es darle dos manos o capas, que cubran completamente la superficie de la cantera, se debe tener en cuenta que la segunda capa debe ser aplicada después de que la primera haya sido totalmente absorbida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba