sellador para concreto

El sellador es un material que se aplica en superficies porosas para sellarlas y alisarlas evitando que penetre en ellas tierra, polvo o líquidos. Este elemento es muy útil por sus propiedades que otorgan flexibilidad, impermeabilidad, es muy durables y tiene muy buenos acabados.
Existen selladores para diversos tipos de materiales, proporcionándoles grandes beneficios, siempre que se elija el adecuado para cada uso.
En este caso en particular, hablaremos sobre el sellador para concreto, se trata de un producto químico que se presenta en forma líquida o espesa que ha sido creado para proteger muros, fachadas, columnas, y todo tipo de cementicios, ya sean pulidos, estampados, lavados etc.
La aplicación del sellador para concreto intensifica y resalta los colores manteniendo el aspecto original, restaura el material deteriorado, repele manchas de grasa, salitre, humedad, moho, transforma las imperfecciones en los trabajos de obra, y es ideal para aplicarlo en lugares en donde se debe mantener la limpieza permanente.
La penetración y absorción del sellador para concreto depende de la porosidad del material a tratar, la función que cumple el sellador para concreto, es la de llenar y cubrir los poros quedando alojado dentro de éstos.
Se debe tener en cuenta que con el tiempo las superficies se desgastan y se debe realizar una nueva aplicación.
Dentro de las características de estos productos para la protección del concreto, se puede decir que son antideslizantes, son resistentes a los rayos UV, a los ácidos y a los detergentes comunes.

Las distintas variedades

Entre la variedad de estos selladores que se comercializan en el mercado, están los de acrílico pigmentado, se aplica sobre pisos de concreto, incluyendo las superficies decoradas.
Este producto tiene la ventaja de tener una gran diversidad de colores. Este mismo sellador se presenta incoloro y transparente, compuesto por acrílico de alta calidad en base solvente pero con una composición de elementos sólidos.
Este producto es especial para superficies de concreto estampado. Los selladores al mantener un estado líquido aunque espeso en algunos casos, son de fácil aplicación.
Hay selladores especiales para lugares de alto transito, que forman una película de gran resistencia evitando el desgaste y los daños.
El rendimiento de estos productos puede variar dependiendo de la porosidad que presente la superficie.
El secado se calcula en aproximadamente dos horas siempre que las condiciones climáticas sean normales, se sugiere no pasar una segunda mano hasta pasadas las cuatro horas de la primera aplicación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba