evitar moscas en la cocina

No quedan dudas de que las moscas son de los insectos más molestos que se nos pueden meter en casa, y especialmente en verano, es muy común que tengamos que lidiar con este problema. Ahora bien, debes tener en cuenta que es muy importante evitar moscas en la cocina, especialmente dentro de la cocina en donde se encuentran los alimentos, ya que son transmisoras de muchas enfermedades siendo que son insectos que transportan microbios y bacterias de todo tipo, por eso más allá de la molestia que pueda ocasionar tener moscas en la casa, es importante evitarlas por una cuestión de salud. En el mercado hay un sinfín de productos que no solo las ahuyenta sino también las elimina, y cabe destacar que son muy útiles, pero es cierto que en este caso, el remedio muchas veces puede ser peor que la enfermedad, ya que los químicos que contienen los insecticidas para moscas, suelen ser muy fuertes, y si tienes niños o animales en casa, estos pueden resultar más perjudicados. Por esta razón te vamos a dar algunos consejos prácticos y caseros para que ahuyentes y evites a las moscas en tu cocina.

Uno de los 20 consejos más comunes para evitar moscas en la cocina es que si tienes un jardín o algún lugar en donde puedas colocar plantas, plantes un árbol de alcanfor, ya que éste árbol es un controlador biológico de insectos, especialmente de las moscas. Así como este árbol, podemos mencionar también que el hecho de tener plantas o hierbas aromáticas en macetas alrededor de la cocina, también es un repelente natural para las moscas, y además cabe destacar que puedes utilizarlas para cocinar y para aromatizar este ambiente, por lo que este es el método casero más empleado. Otro consejo muy útil para evitar moscas en la cocina es colocar bolsas de agua cerradas y transparentes colgadas en las puertas so ventanas de tu cocina. En este caso, el reflejo del sol hace un efecto de prisma sobre la bolsa y esta manera de reflejar el sol, evita que las moscas se acerquen. Por otro lado, hay algunas trampas caseras que puedes utilizar: por ejemplo, con un poquito de aceite miel y resina colocados sobre un papel, las moscas suelen volar hacia allí y quedar atrapadas. Otra trampa casera es colocar trocitos de alimentos dulces dentro de botellas para que las moscas vuelen dentro de ellas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba