limpieza de cristales


Para que un ambiente luzca en su totalidad, lo más importante es realizar la limpieza de los cristales a menudo, para que estos estén limpios y brillantes, para hacerlo lo más importante es elegir un buen producto de limpieza.
El primer paso para realizar la limpieza de cristales es quitar de los marcos y persianas, todo polvo o tierra que estuviera adherido, para que no ensucien los cristales.
Dentro de los productos conocidos se puede recurrir al amoniaco, ya que este es un excelente removedor, y a la vez desengrasante.
Se debe tener en cuenta que el amoniaco al ser un producto abrasivo, hay que manipularlo con precaución, se lo diluye en un poco de agua y se lo pasa con un paño por las ventanas, o los espejos.
Si el paño deja pelusa es recomendable pasarle papel de periódico o los que vienen en los rollos de cocina.



Productos y técnicas

Otro de los productos para la limpieza de cristales es el vinagre blanco, que mezclado con agua en partes iguales, y colocado en un atomizador o rociador, es un excelente limpiador, si se desea para dejar los cristales impecables, se puede añadir a esta preparación, jugo de limón.
En los comercios de limpieza, ferreterías o supermercados, se venden los aplicadores y secadores para la limpieza de cristales.
Estos constan de un mango antideslizante, una tirita de esponja en un extremo, para humedecer los cristales, y una tirita de goma en el otro extremo, que sirve para arrastrar y secar la solución aplicada, este elemento tienen la ventaja de que no deja marcas y que solo hay que secar los bordes.
Para la limpieza de cristales se pueden recomendar varias técnicas, además de los productos caseros existen otros que se comercializan, y que están elaborados a base de alcohol, éstos, son muy prácticos y dan muy buenos resultados.
Los cristales, se ensucian con facilidad debido al polvo y a la grasa que circula en la atmosfera, y se pega en los cristales opacándolos.
Por este motivo hay que estar siempre encima de ellos con el limpiador, para que luzcan siempre transparentes, la lluvia es otro de los enemigos de la limpieza de cristales, ya que las gotitas cuando los salpican dejan el cristal manchado.
Otra alternativa para la limpieza de cristales es utilizar los productos químicos y los caseros simultáneamente, de esta manera se realiza una limpieza profunda y luego se los mantiene.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba