tipos de montacargas fijos


Aunque un montacargas fijo es un elemento muy costoso, generalmente cuando se va a proceder a comenzar una construcción en la cual se requiere uno de los mismos para el proceso no se compra uno, sino que se alquila ya que son de uso exclusivo para construcciones, además generalmente cuando se contrata una empresa de obras, la misma generalmente esta encargada de suministrar todos los elementos necesarios no solamente de construcción, sino también de seguridad para los obreros. El tema de la seguridad cuando hablamos acerca del uso de los montacargas fijos es muy importante ya que aunque los mismos cuentan con todo tipo de medidas de seguridad como doble cable de izaje, es decir más de un cable por el cual la cabina suba y baje, un freno electromagnético, que puede detener de manera instantánea la cabina en caso de que la misma baje sin control, o por cualquier otra razón de emergencia. También se pueden encontrar montacargas fijos que cuentan con uno o más paracaídas de acción instantánea, para que en caso de emergencia los obreros cuenten con una manera segura de salir de la cabina del montacargas.



En cuanto a los tamaños y tipos de montacargas fijos se pueden encontrar principalmente tres, que por supuesto varían en dimensiones, pero también en la cantidad de peso que pueden soportar, los más pequeños son denominados livianos y no soportan más que ciento cincuenta o doscientos kilos de peso, la principal ventaja de estos es que son muy accesibles y su montaje es muy simple. Por otro lado podemos encontrar un punto intermedio de montacargas fijo que se trata de los medianos que tienen la capacidad de soportar un peso de hasta trescientos kilos, o incluso un poco más dependiendo de la marca que se adquiera.

Por último se encuentran los pesados, de los cuales podemos encontrar montacargas con la capacidad de levantar y soportar hasta mil quinientos o dos mil kilos. En caso de encontrarse interesado en comprar un montacargas lo único que se debe hacer es ponerse en contacto con cualquier empresa dedicada a la venta de estos artefactos, y solicitar un presupuesto, siempre basándose en lo que requerimos la empresa nos dará un precio a pagar, y todas las opciones con las que contamos, así como elementos extra que podemos adquirir para una mejor compra, por ejemplo adquirir una garantía extendida, o un servicio técnico gratuito, entre muchos otros beneficios que podemos solicitar a la hora de pedir un presupuesto a una empresa. Podemos decir entonces que, el montacargas fijo es una maquinaria de debe utilizarse con sumo cuidado, y debe ser maniobrada por personal capacitado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba